La ecografía es una herramienta que nos permite observar qué ha ocurrido o qué está ocurriendo en el cuerpo de nuestro paciente, valorar la lesión, ver su evolución, abordarla directamente y otra serie de posibilidades como el estudio anatómico o el abordaje invasivo...